Las energías renovables

imagen logo energia

Solar térmica

Preguntas frecuentes

¿Puedo instalar un sistema solar térmico para Agua Caliente Sanitaria (ACS) en cualquier vivienda?

Se puede instalar un sistema de aprovechamiento solar térmico para ACS en cualquier tipo de vivienda si disponemos de espacio para las placas y una orientación sur, sureste o suroeste para que tengan un buen rendimiento.

Según el requerimiento de ACS y las características de la vivienda, se tendrá que dimensionar la instalación. La disponibilidad de espacio para los captadores, la orientación, y las posibles sombras que puedan tener entre otros factores harán variar el número de captadores a instalar.

La instalación se puede realizar en casas unifamiliares, en pisos que dispongan de espacio exterior (terraza, áticos, etc), en pisos con una zona comunitaria para los captadores o en otros tipos de edificios. Te recomendamos la visita de un técnico especializado para poder evaluar los aspectos concretos de tu vivienda que influirán en el tipo de instalación más adecuado.

¿Puedo instalar un sistema solar térmico para calefacción u otros usos?

Sí, se puede instalar un sistema solar térmico para dar soporte a un sistema convencional de calefacción o un sistema de calefacción con suelo radiante.

Son especialmente frecuentes los sistemas solares que trabajan con suelo radiante ya que las temperaturas de trabajo del suelo radiante son mucho menores que las de calefacciones con radiadores y por tanto ofrecen mejores rendimientos. Es necesario realizar un estudio de detalle de un sistema de estas características para ajustarlo a las necesidades de cada vivienda.

Se puede también destinar la energía térmica a otros usos como la climatización de piscinas y hasta la obtención de frío a partir de equipos de absorción.

¿Cada cuándo es necesario realizar un mantenimiento de una instalación solar térmica de ACS?

Las revisiones a cargo del propietario consistirán en observar los parámetros funcionales principales, para verificar que no se ha producido ninguna anomalía con el paso del tiempo. Se tendrá que efectuar un mantenimiento preventivo mínimo periódicamente por parte de una empresa especializada. Este mantenimiento tiene una frecuencia establecida por el Código Técnico de la Edificación que es la siguiente:

  • Instalaciones con una superficie de captación solar inferior a 20m2: anual
  • Instalaciones con una superficie de captación solar superior a 20m2: semestral

¿Cómo se realiza el cálculo de los captadores necesarios para ACS en una vivienda?

Para calcular la superficie y por tanto el número de colectores solares térmicos necesarios para una vivienda determinada, hay que realizar los siguientes pasos:

  1. Cálculo de las necesidades de ACS de la vivienda: es necesario conocer el número de personas que residen habitualmente en la vivienda.
  2. Determinar la radiación solar incidente en la localidad donde se ubicará la instalación.
  3. Evaluar las pérdidas ocasionadas por orientación e inclinación y posibles sombras. (por ejemplo: edificios colindantes o estructuras del propio edificio).
  4. Determinar la fracción solar: porcentaje mínimo que se quiere cubrir con energía solar respecto al total de la demanda de ACS. Se establece según las indicaciones del Código Técnico de la Edificación (CTE) para las zonas establecidas.

Puedes encontrar el procedimiento completo en la sección HE 4 (Contribución solar mínima de agua caliente sanitaria) del CTE:

Código Técnico de la Edificación: Documento Básico HE

Puedes acceder a nuestro mapa interactivo para tener una orientación sobre la radiación anual incidente en tu municipio y acceder a nuestra calculadora para obtener valores de ahorro estimado en tu vivienda si realizases una instalación solar térmica.

¿Qué son los tubos de vacío? ¿Qué ventajas e inconvenientes tienen respecto los colectores planos?

Los tubos de vacío son un tipo de panel solar formado por colectores lineales alojados en tubos de vidrio al vacío. En los colectores planos existen pérdidas por convección, mientras que en los tubos éstas son menores al estar aislados al vacío, permitiendo incrementar el rendimiento de forma notable.

Los tubos de vacío, en comparación con los colectores planos, suponen un avance en la captación de calor en condiciones desfavorables (precisamente cuando más se necesita el calor). Por el contrario, en condiciones de mucha radiación solar las mejoras de rendimiento son menos perceptibles.

Una ventaja añadida de los tubos es su mayor versatilidad de colocación, pues al ser cilíndricos, toleran variaciones importantes sobre la inclinación idónea sin pérdida de rendimiento. Esto permite adaptarlos a gran variedad de edificaciones.

Una desventaja era hasta hace poco el mayor precio que tenían. Actualmente, esta tecnología es mucho más competitiva y en ocasiones puede hasta ser más económica que los colectores planos.

¿Puede producirse un sobrecalentamiento en una instalación solar?

En principio, las instalaciones se diseñan para que el sobrecalentamiento no se produzca o se produzca en condiciones aceptables para el sistema. Aun así, existen dos casos principales y no excluyentes en los cuales el sobrecalentamiento puede llegar a ocurrir:

- Cuando el consumo se reduce mucho o se hace nulo. Esto puede ocurrir por vacaciones o ausencias de los usuarios o simplemente si se reduce de forma extraordinaria el consumo.

- En verano, en las zonas donde las diferencias de intensidad de radiación solar entre el verano y el invierno son muy acusadas.

En estos casos existen diferentes estrategias para disipar, reducir o desviar el exceso de calor. Las más frecuentes son: diseñar la instalación con un ángulo de inclinación de los colectores alto, colocar aleros que realicen sombra solo en la época de mayor ángulo de incidencia del sol, cubrir los colectores con protectores o fundas (existen en el mercado sistemas automáticos), o colocar sistemas disipadores de calor.